Qué es una proyección?

En psicología, una proyección es cuando inconscientemente no somos capaces de asumir determinada característica de nosotros por miedo o porque no deseamos llevar esa carga o responsabilidad de nosotros, y ponemos esa proyección en los demás, ya sea en otras personas o cosas.

Por ejemplo, cuando vamos manejando y alguien se nos atraviesa con su carro por la calle. Inmediatamente juzgamos a esa persona como  loco, desesperado que no puede esperar a que uno pase! afanado! y en fin… Muchas cosas más. Sin embargo si analizas, nosotros estamos actuando precisamente de esa forma, pues puede que aquella persona tenga una urgencia, o tal vez simplemente iba despistado y ni se dio cuenta que se nos atravesó. Pero quien actuó afanado, desesperado y sin paciencia fuimos nosotros. 

Con esto, quiero que comprendas que la proyección es ver en los demás lo que internamente está sucediendo con nosotros. Vemos a los demás a través de nuestros sentimientos, emociones y creencias.

Todo es un espejo

En la teoría que todo es un espejo, es lo mismo que te expliqué anteriormente, pero visto desde el punto espiritual.

Todo lo que es afuera es adentro. Por lo tanto si eres capaz de ver todas las cosas maravillosas que hacen las personas, lo bondadosas que son, lo positivas y compañeristas, es porque seguramente tu eres así en tu interior.

De este mismo modo, si juzgas y criticas todo tu alrededor porque todos te atacan, y nadie es generoso y coherente en sus actos, es porque así mismo estás actuando internamente, solo que no te has detenido a ver.

Un cuento de SUFI (Que vale mucho la pena leerlo)

Había una vez un anciano que pasaba los días sentado junto a un pozo a la entrada del pueblo. Un día, un joven se le acercó y le preguntó: -“Yo nunca había estado en este lugar… ¿Cómo son los habitantes de esta ciudad?” El anciano le respondió con otra pregunta: – Cómo son los habitantes de la ciudad de la que vienes? – “Egoístas y malvados, por eso me siento feliz de haber abandonado aquel lugar.” -“Así son también los habitantes de esta ciudad”, respondió el anciano. Poco después, otro joven se acercó al anciano y le hizo la misma pregunta: -“Acabo de llegar a este lugar, ¿Cómo son sus habitantes?” El anciano de nuevo contestó con la misma pregunta: –¿Cómo son los habitantes de la ciudad de donde vienes? – “Son buenos, generosos, hospitalarios, honestos y trabajadores. Tenia tantos amigos, que me ha costado mucho abandonar aquel lugar.” – “También los habitantes de este lugar son así”, respondió el anciano. Un hombre que había llevado a sus animales a beber al pozo y que había escuchado la conversación, le preguntó al anciano: -“¿Cómo puedes dar dos respuestas tan diferentes a la misma pregunta hecha por dos personas?” –Mira, – le respondió – cada uno lleva el universo en su corazón. Quién no ha encontrado nada bueno en su pasado, tampoco aquí lo encontrará. En cambio, aquel que tenia amigos en su ciudad, encontrará también aquí amigos leales y fieles. Porque las personas son lo que encuentran en sí mismas. Encuentran siempre lo que esperan encontrar.

Todo esto, para que reflexiones, sobre qué es lo que mas te molesta. Qué persona te saca de tus cabales… Ahora revisa en ti, qué hay de esas características que debes empezar a trabajar…

Ahí te queda de tarea.

Espero que este post haya sido útil para ti.

Te mando un abrazo hermosamente grande y una lluvia de bendiciones.

Catalina Gallo